Si este sistema de entrenamiento te funcionara, podrías dejar de dar palos de ciego y liberarías tiempo para tu familia y amigos.

Pero la realidad es que no lo sabes.

Entonces mientras tanto sigues confiando en esas plantillas de entrenamiento genéricas que por mucho que te hayan llevado a terminar la maratón te dejan con las piernas tiesas durante unos días después.

Eso es señal de que no llegaste muy bien preparado a la carrera.

Ya no te pregunto si lograste acercarte a la marca que buscabas.

Pero te digo que si estás obsesionado mirando solo el entrenamiento, te estás dejando por el camino lo que de verdad importa.

Si no no tendríamos corredores que pasan años entrenando con nosotros. Les bastaría con copiar el plan o coger cualquier plantilla que ya le hubiera funcionado a él o su amigo.

Sin embargo siguen con el entrenamiento haya o no competiciones.

Pero igual tú eres de los que crees que lo de un plan personalizado y un entrenador es cosa de profesionales.

O de que correr maratones es algo solo reservado a unos pocos. A ti ni tu genética ni tu edad te lo permiten.

Vale. Si piensas así, no sigas leyendo.

Esto no te interesa.

Aquí no entrenamos a corredores profesionales ni con una genética especial.

Solo a corredores a los que no les intimida encarar un nuevo reto, saben que eso requiere esfuerzo y disfrutan del sufrimiento del entrenamiento. Tengan 35, 40 o más de 50 años.

Son esos corredores que después de una carrera te escriben largos correos donde el “no creía que podría llegar a esto” se entrecruza con el “te estoy tan agradecido” y “te doy las gracias de nuevo”.

Pero para eso no basta un plan de entrenamiento que predefines 3 meses antes de tu carrera.

No tiene sentido.

Ningún entrenador es tan pitoniso como para adivinar si tú habrás cumplido más o menos con el plan, si lo habrás asimilado mejor o peor o como tu genética y descanso te dejen.

Ni se puede asegurar que no vayas a tener lesiones o molestias y puedas cumplir con todo a rajatabla. Eso nadie te lo puede garantizar.

El plan tiene que cambiar contigo, según evolucionas. Si no, te dejas potencial en la mesa.

Aunque esto sigue sin ser lo más importante.

Eso solo tiene que ver con el plan de entrenamiento.

guía objetivo maraton

Esta es la historia que de verdad importa.

Cuando empecé a correr siendo un niño este deporte no estaba de moda. Ni de lejos. Más bien correr era de raros.

Nadie fue a hablarme de la superación personal, ni de batir mis propias marcas, ni nada de eso.

Empecé a correr porque vi que se me daba bien y ganaba fácil a mis compañeros. Como eso siempre gusta, lo incentivé más.

Y sí, seguí ganando. Y eso me seguía gustando.

Haber experimentado desde el principio cuál es la recompensa que hay detrás de este deporte, creo que me predispuso más al esfuerzo. Durante años fui disciplinado y exigente en mis entrenamientos. Porque ya sabía que el resultado merecía la pena.

Eso me llevó a empezar a competir en maratones internacionales a nivel más profesional. Pero seguía sin ser de verdad maratoniano profesional y acudir a las carreras invitado y pagado por la organización.

Hasta que 1 segundo lo cambió todo.

Fue en la maratón de Roterdam en el año 2000. Crucé la meta 5º con la marca de 2h08’59”, 1 segundo por debajo de la barrera de 2h09’.

Ese segundo importaba mucho.

En aquella época, si bajabas de la marca de 2h09’ te convertías en profesional. Maratoniano profesional.

Y eso hice.

A partir de ese momento mi cabeza dio un giro. Empecé a creerme profesional. Así que, empecé a actuar como tal.

No me conformaba con competir lo mejor que pudiera, la vista siempre estaba puesta en superar al que tenía delante para luego atacar al siguiente. No me paraba por retortijones en el estómago, vomitaba a 3 minutos por kilómetro (lo que no es ni fácil, ni agradable).

Mis marcas empezaron una progresión continua de mejora hasta que alcancé la marca de 2h07’34” en la maratón de Otsu, en Japón. Mi mejor marca personal en maratón y la que durante años ha sido la 3ª mejor marca del atletismo español.

Esa racha de mejores resultados vino porque internamente cambié.

Crecí.

Confié más en mí.

Lo que más cambia a un corredor es el salto de confianza.

Igual por eso no has acabado de ver resultados después de probar cien planes de entrenamiento.

Ni consigues ser regular con tu entrenamiento.

Ni te ves motivado para ser riguroso con el cumplimiento del plan.

Pero deja que te diga algo.

Conseguir confianza en ti mismo solo por cerrar los ojos y desearlo muy fuerte, no funciona.

Una cosa que ayuda mucho a conseguir esa confianza son los resultados.

Sin embargo, esto tiene un inconveniente.

Necesitas primero de esa confianza para conseguir los resultados. Luego ya puede ser una máquina de incremento exponencial.

Se trata de hackear el sistema.

Eso es lo que hacemos en el Plan Resonancia

  • Crear el contexto que te empuja de manera irrenunciable a no regalar nada aunque seas un corredor popular que trabaja 8 horas al día, tiene una familia, una hipoteca y un perro al que sacar a pasear.
  • Limpiar de tu cabeza (y de tu entrenamiento) la necesidad de ponerte creativo combinando peligrosamente entrenamientos y todavía sentirte como que has hecho algo bien cuando te acabas de suicidar deportivamente.
  • Hacer aparecer en tu agenda tiempo que no sabías que tenías pero que te viene muy bien para pasar a tu bola entrenando mientras tu cabeza va resolviendo los problemas del día a día y te evita haber destinado ese rato a escuchar a tu suegra.
  • Hacerte sentir el más listo del parque cuando no puedas evitar sonreír al oír a otros colegas dar lecciones erróneas sobre el entrenamiento de series con toda la autoridad que les confiere haber leído el último artículo superficial de una web con más anuncios que texto.
  • Llevarte a la línea de salida con la certeza de que mereces estar entre los primeros del cajón, con la mirada segura y sin dejarte intimidar por el que lleva tanto dinero invertido en equipación que parece que fuera patrocinador de todas las marcas a la vez.

“El entrenador sabe hasta donde te puede exprimir de forma que consigas el objetivo y al mismo tiempo te esfuerces. Al final eso da confianza en uno mismo.”

Antonio Merino – Octubre 2020

“Si no tuviera este plan de entrenamiento no haría los esfuerzos que hago por levantarme pronto y salir, por buscarme el tiempo adecuado para hacer el entrenamiento.”

Jorge Pallarés – Otubre 2020

Así es como lo recibes:

Plan de entrenamiento personalizado online.
  • – Plan de entrenamiento diseñado por mí que recibes cada semana a través de una aplicación.
  • – Cada día sabes exactamente qué entrenamiento hacer. Sin perder tiempo en buscar información en internet y con garantías de avanzar por el camino correcto.
  • – Podrás entrenar donde y cuando mejor te venga.
  • – Accedes a tu plan estés donde estés.
Seguimiento de tu entrenamiento y ajuste semanal del plan.
  • – Cada semana reviso cómo vas asimilando el entrenamiento a través de los datos de lo que realmente has hecho que deberás introducir en la aplicación.
  • – Analizo tu evolución y en base a eso preparo la siguiente semana de entrenamiento.
Feedback personalizado.
  • – Recibirás feedback personalizado y resolución de dudas a través de la aplicación de entrenamiento.
  • – Podrás ir dejando los comentarios y sensaciones que consideres sobre tus sesiones.
Webinars quincenales en directo
  • – Tendremos contacto directo en sesiones grupales online.
  • – Resuelvo dudas, comparto mis anécdotas y experiencias.
  • – Aprendes a realizar mejor cada entrenamiento.
  • – Profundizamos en diferentes temas que rodean al corredor.
Vídeos de contenidos para corredores
  • – Contenidos digitales para que aprendas más sobre tu entrenamiento.
  • – Información complementaria más allá del entrenamiento.
Comunidad de apoyo en grupo privado de Facebook
  • – Comunidad de apoyo con otros corredores como tú. Dejarás de sentirte un bicho raro.
  • – Pregunta dudas, comparte inquietudes y ayuda a otros.

Elegir un entrenador no implica casarse con alguien para toda una vida (aunque algunos acaban decidiendo que sea así).

Tú decides cuando entras y cuando sales (pasado el tiempo mínimo de 3 meses iniciales).

Plan Resonancia (3 meses – 195 €)*

Entrar ya en el Plan Resonancia

*Pago seguro con tarjeta de crédito.

Después de pasar por este sistema de entrenamiento hay corredores que se han dado cuenta de que podían vencer a la pereza, ser disciplinados y conseguir resultados.

Entonces se preguntaban cómo trasladar todo eso que habían aprendido y conseguido a otras áreas de su vida, como la profesional.

No, no habían perdido la cabeza.

Está demostrado que correr favorece el desarrollo cognitivo. Pero además hacerlo con un vínculo social facilita la felicidad al estar cultivando mente y cuerpo.

Ya te dije que si solo te enfocas en buscar la plantilla de entrenamiento perfecta te dejas mucho en la mesa.

Además del tiempo infinito que pierdes navegando de plantilla de entrenamiento en plantilla de entrenamiento.

Lo malo es que el tiempo pasa y no vuelve.

Igual eres de los que decide aprovecharlo antes de que los años te postren en una cama y hagas repaso de todo lo que te arrepientes no haber llegado a hacer en tu vida.

Plan Resonancia (3 meses – 195 €)*

Entrar ya en el Plan Resonancia

*Pago seguro con tarjeta de crédito.

3 meses es el compromiso inicial, luego puedes seguir hasta el infinito (como hacen muchos corredores) por 65 €/mes. O decidir darte de baja cuando quieras.

Una vez realizas el pago llegas a un formulario donde te pediremos algunos datos sobre tu entrenamiento y objetivos. A partir de esos datos que nos envíes, empezamos a trabajar en tu plan de entrenamiento. En menos de 1 día nos habremos puesto en contacto contigo vía mail para darte la bienvenida y acceso a lo que te ofrecemos. En menos de 2 días (laborables) tendrás listo tu plan de entrenamiento.

garantía 14 días

Aunque solo queremos que te quedes dentro si ves que esto de verdad te hace feliz.

Si no, tienes nuestra garantía de 14 días.

Si una vez hayas accedido al grupo, lo pruebas y antes de 14 días tienes claro que esto no es para ti, nos lo dices y te devolvemos tu dinero. Sin preguntas ni pasarte de departamento en departamento. Lo haremos fácil.

Igual tú no estás preparado para esto.

No es para todo el mundo tener el arrojo y la valentía para hacer cambios en su vida. Superar tus propios límites te transforma y te hace llegar más lejos.

¿Y a saber qué habrá allí esperando?

Es territorio incierto.

Puede ser preferible mantenerse en la monotonía del entrenamiento que ya conoces. Al fin y al cabo consigues cruzar la meta. Si es que tú no eres corredor ambicioso.

Mejor no tocar nada.

No sea que te conviertas en uno de esos que se engancha a entrenar como si le fuera la vida en ello y se le ve como una persona feliz y sana. Y que encima eso luego lo extienda a otros ámbitos de su vida.

Maldita locura.

Si es que igual tú no quieres eso para ti. Mejor la predictibilidad, sin riesgo, sin sufrimiento ni nuevas experiencias. Tú siendo el mismo y cada día idéntico. Repetido como una secuencia infinita.

Tú decides.

“Todo el mundo se esforzaba un montón con lo cual, tú también te metes en la dinámica esa.”

Tomás Fresneda – Otubre 2020

Esto es lo que te llevarías para empezar a cambiar tu día a día desde este momento

  • Plan de entrenamiento personalizado online. Sabrás cada día qué entrenamiento exacto tienes que hacer.
  • Seguimiento de tu entrenamiento y ajuste semanal del plan.
  • Feedback personalizado. Resuelvo tus dudas, te comento cómo veo tu evolución y te animo o te freno según el momento.
  • Webinars en directo. Nos vemos en sesiones grupales online donde resolvemos dudas y abordamos todos esos conocimientos que te ayudan a ser mejor corredor.
  • Vídeos de contenidos para corredores. Para ayudarte a completar y entender cómo ejecutar tus entrenamientos.
  • Comunidad de apoyo en grupo privado de Facebook. Estás en contacto con otros corredores como tú que te entienden y no te hacen callar porque tus temas les aburren.

Por si todavía rondan por tu cabeza preguntas como estas:

No sé si tendré tiempo suficiente, son muchas cosas y mi rutina está muy ocupada.
Todos tenemos 24 horas, a qué las dediques depende de tus prioridades. Según eso, uno saca tiempo para lo que más le aporta o le es más importante. ¿Qué prioridad tendría para ti ganar en confianza y superar tus propios límites? Tú decides.
Todo se realiza online y salvo los webinars que tiene una hora fijada (suelen ser jueves a las 19:00 pero también se graban y podrías verlos en diferido), lo demás puedes organizártelo cómo mejor encaje en tus horarios.

No soy un gran corredor ni muy ambicioso, ¿encajaría mi perfil en este grupo?
Por supuesto. En este grupo no se filtra por niveles, pero sí tienes que ser corredor o querer serlo. Que corredores de diferentes niveles y objetivos compartan sus inquietudes ayuda a unos a aprender de los que ya han pasado por donde podrías estar tú; a otros a recordar cosas que se olvidan o que realmente en su momento no incorporaron. Siempre otros, sean del nivel que sean, pueden haber resuelto una situación que nosotros tengamos pendiente todavía. Aprendemos entre todos.
Pero si crees que con menos seguimiento pero aún así sabiendo cada día el entrenamiento exacto que tienes que hacer te podrías apañar, echa un vistazo al Plan Exo-G.

Si todo es online, ¿puede realmente ser eficiente?
Otros corredores ya han pasado por este sistema de entrenamiento y han demostrado resultados. Es más, han acabado reconociendo que el hecho de ser online es una ventaja, les da más flexibilidad de adaptar los entrenamientos a sus horarios. Esto no ha impedido que alcanzaran sus objetivos y disfrutaran en el camino.

¿Todavía no lo ves claro?

Igual no te lo hemos sabido explicar bien y en directo es más fácil. Entonces reserva una videollamada aquí.

Comentaremos tu caso y resolveremos tus dudas para que tengas claro si esto es o no para ti.

No se alcanzan resultados sin acciones previas.

Puedes seguir repitiendo el entrenamiento que ya conoces y quizá no te satisface. O pasar a la acción apostando por nuevos caminos que podrían depararte mejores experiencias.

¿Con qué te quedas?