¿Debería repetirse un entrenamiento de calidad que no ha salido bien?

Hay días que uno se enfrenta a un entrenamiento de calidad y por muy motivado que esté y bien que se sienta, no puede con él. Bien no consigue completarlo, no llega a alcanzar los ritmos buscados o se ve forzado a alargar las recuperaciones. ¿Qué puede significar esto? ¿Deberías otro día intentar repetir ese entrenamiento?

repetir entrenamiento de calidad

Los entrenamientos de calidad son los que nos ayudan a marcar un punto de diferencia en nuestro rendimiento. Esto no quita que igualmente necesitemos un entrenamiento base complementario y no podamos vivir sólo de entrenamientos de calidad. Pero sí que puede pesar más a nuestra conciencia y a nuestra mejora prescindir o no realizar entrenamientos de calidad que estaban previstos. Leer más

Cuando haces mejores entrenamientos que tu rendimiento en carrera

¿Te pasa que te ves haciendo entrenamientos mejor que el rendimiento en carrera que luego obtienes? Por ejemplo que llegue un día en que hagas una carrera y te salga con peor resultado que entrenamientos que en otro momento hiciste para una distancia equivalente. Hay corredores que se ven en circunstancias así, donde su rendimiento en carrera empeora frente a lo que han hecho entrenando. ¿Qué se puede hacer para superar esta barrera? ¿Significa esto que se está cometiendo algún error de entrenamiento?

bajo rendimiento en carrera

Puedes notar que te pase algo así si te encuentras preparando una maratón, haces como test una media y ves que los resultados de ésta son peores que algunos rodajes de distancias similares. O ver como tus tiempos en entrenamientos de series o de calidad apunten a ciertos ritmos y en competición te quedes lejos de ellos.

Igual se da el caso de que vives ese peor rendimiento en carrera en una ocasión puntual y entonces no es muy preocupante. Será que ese día no han acompañado las circunstancias o puede haberse producido algún error de entrenamiento durante ese ciclo. Pero lo preocupante es que sea algo reiterativo carrera tras carrera.

Se supone que nuestro entrenamiento tiene que llevarnos a sacar lo mejor de nosotros el día de la carrera. Ese día nuestro esfuerzo y rendimiento debería superar al de cualquiera de nuestros entrenamientos y mostrarnos de lo que realmente somos capaces. Sin embargo, si esto no pasa así, conviene pararse a analizar la situación. Leer más

¿Te arriesgas a perder forma al descansar antes de iniciar el ciclo específico?

Cuando vienes de un ciclo pre-específico o pretemporada es habitual tomarse unos días de bajada de cargas de entrenamiento antes de arrancar el ciclo específico. Si el bajón de entrenamiento en este periodo es importante, ¿te estás arriesgando a perder parte de la forma que habías ganado antes? ¿Qué sentido tiene hacer esto así? ¿Se podría evitar?

ciclo especifico

La estructura de la temporada de un corredor, para quedar organizada, cuenta con ciclos o grandes paquetes de entrenamiento que persiguen distintos objetivos. Antes de una competición siempre tenemos el ciclo específico que nos está preparando concretamente para esa prueba. Según el momento de la temporada en que se ubique este ciclo, puede ir precedido por un ciclo de pretemporada o un ciclo pre-específico donde buscaremos potenciar distintas facultades.

Este ciclo específico, será el más intenso en nuestra temporada de entrenamiento. Aunque dentro del mismo también haya semanas de más o menos carga y diferentes intensidades.

Antes de arrancar este ciclo, se suele plantear un breve periodo de bajada importante del entrenamiento. Tanto es así que por contraste con lo que venías haciendo, puede asustarte o sorprenderte el cambio. Leer más

Error: competir entrenando

¿Te ha entrado alguna vez la duda de hasta dónde podías llegar y te has visto haciendo un entrenamiento de rodaje sosteniendo un ritmo alto? Esta práctica, más común en corredores principiantes, hace que el entrenamiento pierda su fin último y pone en riesgo otros aspectos. ¿Qué consecuencias y riesgos tiene esto? ¿Cómo puedes conocer si no es así en qué momento de forma estás?

competir entrenando

La idea habitual cuando uno empieza a correr es que el entrenamiento consiste en correr cada día diferentes distancias. Incluso suele no haber una preocupación en cuanto al ritmo porque se lleva el que se puede tanteando hasta qué distancia serías capaz de alcanzar con ese ritmo. Pero a medida que vas repitiendo entrenamientos, te entra la duda de qué pasaría si fueras más rápido. ¿Hasta dónde podrías llegar o cuál sería tu ritmo máximo para cierta distancia? Esto se acentúa más teniendo en cuenta que hoy en día todo se comparte en redes sociales y vas viendo como referencia el ritmo de otros amigos o conocidos.

Ante tu duda de si podrías hacer lo que estás viendo que otros hacen o en qué momento de forma estás, la reacción lógica es salir a entrenar tratando de recorrer una cierta distancia al ritmo máximo que puedas. Esto es lo que llamo probarse. Probar hasta dónde puedes dar, o competir entrenando ya que estás tratando de dar tu máximo. Leer más

¿Qué hacer si llegas a tu pico de forma antes de tiempo?

Aunque lo correcto sería organizar tu plan de entrenamiento de manera que se alcance el pico de forma para la fecha de la carrera, puede ser que se nos vaya de las manos y llegue antes (o tengamos esa sensación). ¿Qué haces entonces para mantenerte en el momento álgido de tu forma hasta el día de la carrera? ¿Qué riesgos corres?

El fin último de todo plan de entrenamiento es que se consiga el pico de forma en el momento deseado. Este es a su vez el gran reto y arte de un entrenador, conseguir llegar a ese punto y de manera gradual. Lo de que sea de manera gradual es porque es la única forma de que el cuerpo asimile trabajo, no se sobreentrene y se reduzca el riesgo de lesiones.

En base a este concepto y a partir de la fecha de la carrera, se calculará el tiempo de preparación previo para conseguir hacer coincidir el pico de forma con la competición. Si este cálculo falla, puede pasar que alcances el pico de forma antes o después. Lo que podría no darte los mejores resultados el día de la carrera. Leer más

Retomar los entrenamientos: cómo volver a sentir motivación

¿Eras más optimista con tus entrenamientos veraniegos de lo que ha resultado ser? Puede ser que contaras con que algo más habrías hecho y llegarías bien al final del verano como para en poco tiempo recuperar la forma y abordar un primer objetivo. Sin embargo, has visto que no todo iba según lo previsto y cuesta algo más ponerse a punto. ¿Deberías evitar ese primer objetivo y re-estructurar la planificación de la temporada? ¿Conviene abordar ese objetivo pero de manera menos ambiciosa? ¿Cuánto arriesgas si te atreves a competir?

motivacion

No serás ni el primero ni el último. Las buenas intenciones que uno se propone mantener durante el verano o un periodo de más descanso es fácil que se vengan abajo en cuanto se baja un poco la guardia.

Por un lado te merecías un descanso y te lo has dado. Pero por otro, parar la rutina de entrenamientos a la que venías acostumbrado es más fácil que conseguir retomarla con constancia. Siempre cuesta un poco más volver a entrar en la dinámica, el cuerpo ha perdido capacidad de recuperación y probablemente todavía no te veas enfocado en un objetivo. Te falta volver a sentir motivación. Leer más

Cómo entrenar la fuerza mental para maratón

Enfrentarse a una maratón o cualquier prueba de fondo, no sólo requiere una constancia en el entrenamiento sino también, fuerza mental para conseguirlo. Esto es algo que se entrena y se irá desarrollando a medida que avanza la preparación pero, ¿cómo se hace? ¿Qué recursos se pueden utilizar para no abandonar los entrenamientos más pesados?

fuerza mental maratón

En el momento que uno decide abordar una maratón, media maratón o prueba de fondo, ya su cabeza en cierto modo asume un cierto esfuerzo mental. El punto de partida que es fácil imaginar es que la prueba te llevará a tu límite físico y tendrás que hacerte fuerte mentalmente para conseguir llegar al final. Aunque también tiendo a pensar que esto, hoy en día, se subestima un poco al haberse hecho tan populares este tipo de competiciones y estar tan familiarizados con ellas.

La parte buena y coherente con la preparación de este tipo de pruebas, es que el entrenamiento también requerirá fuerza mental. No sólo se trata de superar entrenamientos más largos sino de seguir día a día entrenando durante meses. Leer más

Parar unos meses de entrenar: ¿cuándo volveré a recuperar la forma?

En ocasiones las circunstancias nos obligan a dejar de correr durante un periodo de varios meses. En el momento en que uno vuelve a entrenar surge la duda de cómo retomar los entrenamientos. ¿Cuánto tardarás en recuperar la forma física? ¿En qué momento podrás empezar con los entrenamientos de calidad?

recuperar la forma

 

¿Qué pasa con nuestra forma física?

 
Hay quien consigue ser corredor durante periodos intermitentes. Es decir, puede entrenar varios meses seguidos durante un periodo pero luego hay otros tres, cuatro o seis meses que deja de correr. Cuando hablamos de parar el entrenamiento durante periodos tan largos, la forma física que tenías la perderás completamente. Lo que si puedes conservar es la estructura que el cuerpo ha desarrollado al habituarse a correr. Leer más

¿Puede el spinning o el crossfit ser un buen entrenamiento complementario?

Entrenamiento complementario o cruzado que complete tu rutina de entrenamientos corriendo suelen ser más que recomendable para mejorar como corredor. ¿Podrían así servir como entrenamiento complementario algunas de las actividades de grupo propuestas por gimnasios? ¿Qué características debe cumplir este tipo de ejercicio para resultar beneficioso para el corredor?

entrenamiento complementario

Partimos de la base de que para mejorar corriendo, no basta sólo con correr. Trabajar la fuerza no sólo con entrenamiento de cuestas o en arena sino también a través de gimnasio, nos ayuda a tener un desarrollo más compensado de toda la musculatura. Esto al final influye a la hora de correr ya que no son sólo las piernas las que corren sino que se ayudan del resto del cuerpo. Conseguiremos mejorar nuestra potencia, nuestra zancada y evitar lesiones al haber consolidado una base muscular capaz de soportar más esfuerzos y cargas de entrenamiento.

Por otra parte está el entrenamiento cruzado que es aquel que nos sirve también como entrenamiento aunque no se haga corriendo. Aquí es más frecuente pensar en ciclismo o natación por ser también actividades aeróbicas pero sin impacto. Es decir, seguimos haciendo trabajo aeróbico y fortaleciendo este sistema a través del entrenamiento complementario pero evitando la agresividad del impacto que nos puede machacar más muscularmente.

Así puede surgir la idea de aprovechar las sesiones de actividades en grupo que ofrecen muchos gimnasios para aplicar con ellas alguno de estos entrenamientos complementarios, cruzado o de fuerza. Entiendo que un corredor popular que no sólo se enfoca en mejorar su rendimiento sino que puede tener también una intención más social o de divertimento a la hora de hacer ejercicio, se plantee combinarlo con este tipo de actividades. Leer más

¿Hasta dónde cumplir con el plan de entrenamiento?

Sin poner en duda la importancia y necesidad de un plan de entrenamiento, también creo que no siempre hay que seguirlo a rajatabla. Esto implica que también es necesario saber actuar el día en que estás cansado por una jornada dura de trabajo, o arrastras un constipado o medio lesión. ¿Qué puede indicarnos que quizá es más conveniente no cumplir con el plan de entrenamiento? ¿Cómo podemos adaptar el plan a nuestras circunstancias?

cumplir con el plan de entrenamiento

Considero que seguir un plan de entrenamiento es fundamental para llevar una progresión en tu rendimiento que te haga llegar a tu pico de forma en la fecha deseada.

Igualmente, pienso que la mejor opción es dejarse guiar por un entrenador, pero también creo que el corredor debe tener la última palabra. Al final es uno mismo quien sabe cómo se encuentra realmente. Leer más