Gestionar el pico de forma: errores que cometemos

Conseguir llegar en el momento óptimo de forma a una carrera vendrá marcado por la gestión que hagamos del pico de forma. El objetivo de nuestra planificación es cuadrar ese momento álgido de forma con el día de la carrera. No obstante, hay ciertos errores comunes que nos alejan de alcanzar este encaje perfecto.

gestion pico forma

No es que sea fácil y matemática la gestión del pico de forma. En un ciclo de entrenamiento no todo es lineal y previsible y se sabe que si aplicas una fórmula, sale bien. Puede haber altibajos, lesiones, diferentes maneras de asimilar el trabajo, alteraciones de la rutina que te impiden entrenar… Esto hace que también haya que ir leyendo la manera de reconducir el trabajo para encajar el pico de forma en el momento adecuado.

Pero además de estos factores que nos pueden obligar a alterar planificaciones, existen ciertos errores que podemos cometer a la hora de gestionar nuestro punto álgido de forma. Pensar que estamos haciendo cosas que aparentemente nos benefician, pero en el medio o largo plazo veremos que nos pasan factura.

Estos son algunos de los errores que podemos cometer al gestionar nuestro pico de forma.
 

Pretender estar siempre en un punto alto de forma

Exigirle a nuestro cuerpo siempre el máximo es algo que se acaba pagando. Los periodos de descanso son necesarios para rebajar el estrés tanto muscular como mental y que se produzca una regeneración. Una exigencia continua de entrenamiento supone un estímulo muscular constante y ello arrastra un estrés muscular permanente. Si no hay margen para la recuperación, esto puede acabar en lesión o sobreentrenamiento.

El ciclo natural del pico de forma es que dure 3 o 4 semanas y luego se produzca un bajón. El intento de tratar de impedir ese bajón y meter cargas importantes de entrenamiento, puede ser más perjudicial que beneficioso. Optaría por aceptar esa momento de bajada, cuadrarlo en nuestro calendario de competiciones y luego poder atacar un nuevo pico de forma.
 

No cuadrarlo con el objetivo, alcanzarlo antes o después

El arte de la buena gestión del pico de forma, es conseguir que encaje con el día de la carrera. Sin embargo, ciertas prácticas, pueden llevarnos a que llegue antes del día del objetivo o demasiado tarde. Si llega antes, tendremos que enfrentarnos a una gestión del entrenamiento que nos permita mantenernos en ese momento álgido hasta el día de la carrera. Si es después, lamentaremos no haber estado en nuestro mejor momento compitiendo. Aún así, es un tanto complicado saber cuando se ha llegado al pico de forma. Sí que notaremos una mejoría del estado de forma pero será más bien difícil saber si ese será nuestro máximo o todavía podemos estirar un poco más. Aquí una equivocación supone llegar a pasarse de forma y con ello bajar el rendimiento.
 

No seguir un entrenamiento gradual

Puesto que estamos hablando de que tiene que haber un encaje de fechas y de que el pico de forma tiene momentos altos y bajos, no se trata tampoco de entrenar cuanto más mejor y llegar rápido. Primero que nuestro cuerpo tiene una capacidad de asimilación del trabajo que además es necesario organizar con días de descanso. Luego tenemos que ir viendo cómo vamos digiriendo ese entrenamiento, no llegar a pasarnos de carga y caer lesionados o sobreentrenados. Por esto, al final necesitamos seguir un proceso con cargas de entrenamiento graduales que nos llevará un cierto tiempo con el que hay que contar.
 

Querer alargar demasiado el pico de forma por un calendario de competiciones excesivo

En ocasiones, cuando tenemos competiciones cercanas, podemos jugar con alargar un cierto margen de tiempo el pico de forma antes de dejar que se produzca la bajada. Esto puede ser aplicado puntualmente para cuadrar competiciones pero no aplicarlo constantemente tratando de esquivar la bajada y queriendo estar siempre en un el punto más alto de forma.

Si tienes previstas tantas carreras que no te da tiempo a completar el ciclo de forma con su subida y bajada, puntualmente puedes tratar de alargar el pico de forma. Pero lo más adecuado sería revisar ese calendario de competiciones y eliminar competiciones o reorganizarlo de manera que puedas llegar a completar ciclos de forma.
 

No hacer una planificación del pico de forma y entrenar de manera regular en lugar de alternar diferentes cargas

Si aunque te marques fechas de competición tu carga de entrenamiento es constante a lo largo del tiempo, será complicado que experimentes momentos de mejor rendimiento. Se podría decir que no estás considerando una gestión del pico de forma. Conseguir mantener esa regularidad sin lesiones, suele implicar que no estás llegando a tu máximo. Sostener la exigencia máxima siempre ya hemos dicho que es muy difícil. En este caso no se estaría considerando la gestión del pico de forma y es muy probable que tus marcas no mejoren o lo hagan muy poco.
 

Apostar por el falso pico de forma

El falso pico de forma consiste en provocar muy rápido un punto alto de forma. Se consigue introduciendo una alta carga de entrenamiento en un periodo muy corto de tiempo. Es una medida que permite llegar en un punto bueno de forma a una carrera cuando no has podido realizar el ciclo completo por lesiones o alguna otra circunstancia. No obstante, es una práctica más propia de corredores de élite que sí tienen la obligación de participar en ciertas competiciones.

El riesgo que supone es que la carga de entrenamiento es tan alta, que hay que estar muy bien preparado para soportarla y no caer lesionado antes de tiempo. Por otra parte, el estado de forma que consigues es un poco ficticio y pronto se viene abajo.
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Bikilo Running te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Otsu Sport S.L. como responsable de esta web. Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: proporcionar permiso para dejar comentarios en la página web. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: Bikilo Running. Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@bikilo-running.es así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web: bikilo-running.es, dentro de nuestra Política de Privacidad.